¿Vas a comenzar una dieta? Lo primero que debes tener claro es el inmenso error de no cenar para adelgazar, es importante que tengas claro que dejar de comer no tiene resultados favorables ni para tu objetivo de pérdida de peso, ni para tu salud.

Si bien es cierto, que la cena es la última comida del día y por tanto debe ser ligera, además debemos procurar no cenar más tarde de las 10 de la noche. De esta manera nuestro organismo tendrá al menos una hora y media para hacer la digestión.

Por tanto,  cenas ligeras sí, pero no cenar para adelgazar es un error.

¿Por qué es un error no cenar para adelgazar?

A la hora de la cena, debes reducir la cantidad de comida, pero irte a la cama con el estómago vacío hará que bajen tus niveles de azúcar en sangre y tu metabolismo vaya más lento. Además es un error no cenar para adelgazar porque tras 8-10 horas durmiendo y por tanto, sin ingerir alimentos, hará que despertemos con un hambre atroz dispuestos a arrasar de manera compulsiva todo lo que haya en la nevera en la siguiente comida.

Consejos para evitar ese error

Aquí tenéis algunos consejos para que cenes ligero y consigas tu objetivo de perder peso de manera saludable:

  • Proteínas y grasas saludables

Un cena nutritiva y ligera debe estar cargada de proteínas como pollo, atún, el pavo, y de grasas buenas como por ejemplo el aguacate, aunque poca cantidad.

  • Olvida los carbohidratos refinados y la grasas saturadas

Deja el trocito de pan para el almuerzo, la pasta, cuyo principal ingrediente es la harina blanca, es difícil de digerir si no vas a realizar ejercicio después, y por tanto, es posible que se acumule en forma de grasa.

  • ¡Cuidado con las cantidades!

Es evidente que en la cena, la cantidad de comida  debe ser menor que en el desayuno y el almuerzo, pues no tienes posibilidad de gastar esas calorías después moviéndote, pues, aunque nuestro organismo también gasta energía mientras duerme, ésta es mínima.

  • Los refrescos suman calorías

Lo que bebes también influye en el aumento de peso, por tanto, nuestra recomendación es que bebas agua durante la cena, u optes por una infusión relajante, te vendrá genial para liberar el estrés del día.

No cenar para adelgazar solo hará que tu metabolismo vaya más lento, y consumas más calorías tras un período largo de ayuno. Por tanto, en vez de suprimir comidas, opta por organizar lo que comes y cuando lo comes.