La mesoterapia corporal es un buen tratamiento para realizar después de hacer dieta durante unos meses, has logrado adelgazar  y has vuelto a tener un peso ideal, pero aún queda algo para que tu cuerpo recupere el aspecto perdido.

Piel estirada tras adelgazar

A finalizar una dieta la piel no es lo que era, ya que ha estado sometida a un proceso de estiramiento que no revierte a su inicio si no se ayuda de algún tratamiento como la mesoterapia corporal, porque durante ese proceso ha perdido colágeno y elastina, elementos claves que hacen que a piel tenga un aspecto suave y sano.

Además, aunque hayamos conseguido dejar atrás esos kilos de más con una dieta para adelgazar centrada en nuestras necesidades reales, siempre hay una zona en la que se sitúa la grasa que somos incapaces de eliminar.

¿Qué es la mesoterapia corporal?

No te preocupes, la mesoterapia corporal te puede ayudar en ese proceso: en eliminar la grasa resistente de ciertas zonas y en recuperar la elasticidad de tu piel, ya que actúa a tres niveles celular, vascular y sistema linfático. En el primero se activan los adipocitos para que eliminen la grasa, en el segundo se potencia la circulación y en el tercero se eliminan las toxinas con el objetivo de lograr una piel tonificada y regular.

Con la mesoterapia corporal se introduce en la zona tratada pequeñas inyecciones de sustancias que ayudan a regenerar la piel. Dependiendo de la zona a tratar se emplean vitaminas, colágeno, ácido hialurónico…lo que sea más recomendable para recuperar la piel.

mesoterapia

Resultados de la mesoterapia corporal

Los resultados  de la mesoterapia corporal se van viendo poco a poco, porque normalmente se necesitan al menos diez sesiones para acabar con la grasa localizada y tonificar la piel.

El número de sesiones lo establece nuestro especialista en medicina estética que es el que valorará el estado de nuestra piel y nos planteará los objetivos que queremos lograr. Una vez conseguido, habrá que mantenerlo con sesiones más distanciadas en el tiempo.

banner_tratamientos_faciales

Una de las ventajas de la técnica es que no requiere anestesia y que no produce efectos adversos, salvo una leve inflamación de la piel de la zona tratada. No te preocupes, porque durante las microinyecciones no sentirás dolor, se hacen con unas pequeñísimas agujas que casi ni las sientes.

Lo que tienes que tener claro es que para tener buenos resultados debes acudir a un centro especializado que cuente con la experiencia necesaria con estas técnicas  de mesoterapia corporal para que todo el procedimiento se desarrolle de la forma adecuada y sin ninguna sorpresa de última hora.

Deja un comentario

*